Horizontes Divididos

Publicado el 1 de Noviembre, 2005, 10:28

Juego de la pirámide Ya he hablado alguna vez de este juego, que no consiste en otra cosa más que en hacer beber a los que juegan contigo. La finalidad del juego no es, ni mucho menos, el poner ciego/a a alguien, sino el tomar algo mientras tomas "represalias" en contra de tus colegas. Aunque bien es cierto, que si te pasas te lo pierdes -como dice el anuncio- y sobre todo si se pasan con alguien, ese/a fijo que queda fuera de juego.

Las reglas de la pirámide son sencillas. Se monta una pirámide de base 5 -base 5 = cinco carcas en la base, 4 encima, luego 3, 2 y 1 arriba-. Se presentan todas bocabajo. Cada carta de la base 5 vale un "chupito/trago", las de la base 4 valen 2 chupitos, las de la 3 valen 3, las de la 2 valen 4 y la de la última fila vale 5. Una vez construida la pirámide se reparten cuatro cartas por persona. Sólo la persona dueña de esas cartas puede verlas.


Cuando cada jugador/a tiene sus cartas, ha de memorizarlas y colocarlas bocabajo frente a él/ella. En este momento ya se está en disposición de comenzar el juego.

Se levanta una carta de la base inferior, entonces quién tenga una carta con el mismo número puede enviarle, en este caso, un chipito a quiel él/ella quiera -un chupito por que los de base 5 valen 1-, si tienes dos cartas con el mismo número pues puedes mandar el doble de la fila, es decir, en base 5 se enviarían 2 chupitos, si fuesen de la base 3 serían, base 3 = 3 chupitos cada carta, como tendrías 2 pues mandarías 6 en total. Sigamos. En este juego se puede mentir, es decir, si tu no tienes el número que se acaba de levantar en la pirámide puedes enviarle esos X chupitos a quien tu quieras.

Ahora es cuando viene la historia del juego. Cuando se levanta una carta de la pirámide y alguien envía los X chupitos de dicha fila, la persona a quien se le envían puede creérselo o no. Si no se lo cree, el jugador que le ha enviado los X chupitos tiene que descubrir la carta que le envió. En caso de no tenerla, es decir, en caso de que hubiese mentido, la persona que mintió tiene que beberse el doble de X, pero si la tiene se bebe doble a quien se le envió al principio.

Un ejemplo, si estamos ya en la base 4 -cada una vale 2 chupitos- y la carta que se acaba de descubrir de la pirámide es un 3, yo digo que tengo un 3 y que se lo mando a Pepe, entonces Pepe puede creerse que yo tengo la carta o no. Si se lo cree, se bebería 2 chupitos, puesto que estamos en cartas de base 4. Si no se lo cree y yo tengo la carta puedo enseñársela -una matización: mis 4 cartas sólo las puedo levantar para enseñar a la hora de enviar chupitos, nunca antes y sólo se levanta la carta que te piden ver, es decir, en este caso tendría que mostrar sólo el 3 que le envié a Pepe- entonces él se bebería doble. Si no la tengo me bebería yo doble, pero si creo tenerla y levanto una que no es, lógicamente, al fallar me bebo yo doble.

El orde de ir levantando cartas de la pirámide es sencillo, primero las de base 5 de una en una. Luego las de base 4 y así hasta el final.

En cada carta puede enviar quien quiera a quien sea. Y bueno, creo que ya está. Si alguien no lo entiende aclaro dudas en los comentarios.

Por surzin, en: General